top of page

Salud Intestinal Temprana Significa Un Mejor Rendimiento A Largo Plazo: 3 Consejos Para Tener Éxito


El intestino de un cerdo joven no está completamente maduro cuando entra en la etapa de recría. Esto significa que es más susceptible a los cambios de dieta, las enfermedades u otros factores de estrés. Más de dos tercios del sistema inmunitario están relacionados con el intestino, así que si conseguimos mantenerlo sano, también lo estarán los cerdos.


El objetivo de la fase de recría es crear un entorno propicio para la salud intestinal, la inmunidad general y el buen rendimiento. Los lechones tienen inmunidad pasiva al nacer por transferencia placentaria y reciben cierta inmunidad de la leche cuando están con la cerda. Al destete, esa fuente de inmunidad pasiva ha disminuido.


Aunque puede haber diferencias en la genética o en el manejo de las cerdas, por regla general, si puede hacer que los cerdos se levanten y coman pronto, los preparará para el éxito. Sin embargo, esto implica un manejo más intensivo.


Algunos animales necesitan más estímulo para levantarse y moverse. Pero centrarse en el éxito temprano puede reportar beneficios significativos en el futuro en términos de uniformidad, salud e inmunidad de los cerdos. Mantener a ese 30% de cerdos inferiores, más cerca de la media del rebaño significa gastar menos dinero y mano de obra en rehabilitar a los que se quedan atrás.


He aquí 3 consejos esenciales para desarrollar una salud intestinal temprana que conduzca a un rendimiento a largo plazo:


1. Control de patógenos

La gestión es un factor importante. La clave está en averiguar qué les gusta a los patógenos y evitarlo. La bioseguridad es esencial en un entorno de recría, por lo que es vital controlar el flujo de personas en un establo y limpiarlo bien entre grupos. Los protocolos de vacunación también son importantes para el control de patógenos.


Otra forma de controlar los patógenos es mantener ácido el intestino del cerdo. Cuando los cerdos están con la cerda, su intestino se mantiene naturalmente más ácido. Sin embargo, cuando entran en la sala de recría y potencialmente dejan de comer durante las primeras 24-48 horas, su intestino puede alcanzar un pH más neutro. Ese entorno neutro es ideal para el crecimiento de patógenos, por lo que un acidificante forma parte integral del plan de control de patógenos. Debido a que es más fácil hacer que los cerdos beban, un aditivo para el agua es un excelente sistema de suministro para un acidificante.


Essential-Lyte™ de Ralco es un aditivo para el agua que contiene un acidificante para bajar el pH intestinal y ayudar a reducir aún más los patógenos.


2. Crear microflora

Una forma de mantener alejadas a las bacterias dañinas es alimentar a las bacterias buenas del intestino del cerdo y expulsar a las que no deberían estar allí. Con los cerdos jóvenes, el objetivo es asegurarse de establecer desde el principio cuál es la mezcla de microflora adecuada. Una buena población incluirá lactobacilos y bifidobacterias. Estas bacterias buenas proporcionarán la actividad de fermentación para ayudar a producir los ácidos grasos de cadena corta que sirven como fuente de energía para los enterocitos (células del revestimiento intestinal) que fomentan el desarrollo y el crecimiento del intestino. Ese intestino sano favorece además el sistema inmunitario, lo que afecta a la salud en general.


3. Garantizar una buena dieta e ingesta de alimentos

Una buena composición de la dieta en esas primeras semanas sólo significa una dieta compleja que se adapte a la capacidad digestiva de los cerdos e incluya las vitaminas, minerales y nutrientes necesarios. La clave está en la ingesta. Como ya se ha dicho, a esta edad temprana, los cerdos son más susceptibles a los patógenos porque su sistema inmunitario aún se está desarrollando; su intestino puede volverse más neutro si no comen, lo que favorece el crecimiento bacteriano; y si no comen enseguida, sus reservas de nutrientes disminuyen rápidamente.


Dado que los cerdos beben antes de comer, la clave está en hacerles beber, aportándoles los electrolitos y las vitaminas que necesitan mientras siguen la dieta adecuada para su fase de producción.


Poner a sus cerdos en el buen camino

Essential-Lyte™ de Ralco es un aditivo natural para el agua diseñado para conseguir que los cerdos destetados beban y coman rápidamente, favoreciendo la salud intestinal y la inmunidad. Esta mezcla de un acidificante, electrolitos, prebióticos, aceites esenciales y vitaminas clave ayudará a que sus cerdos se levanten y coman - apoyando su salud junto con sus objetivos de producción desde el principio.


Essential-Lyte no está disponible en todos los países de América Latina. Por favor, consulte con su técnico para otras alternativas de productos.



32 visualizaciones0 comentarios

Comentários


bottom of page